Cómo identificar un aceite rancio y qué hay que hacer para evitarlo

Cómo identificar un aceite rancio y qué hay que hacer para evitarlo

aceite-rancio.jpg

¿Cómo identificar el aceite rancio?

Aunque no es algo frecuente, en ocasiones puedes encontrarte en la cocina con la desagradable sorpresa de que se haya puesto el aceite rancio. Pero ¿cómo identificar este problema y saber cuándo ha perdido sus propiedades?

¿Qué es el aceite rancio?

La rancidez del aceite es un proceso que tiene lugar cuando los ácidos grasos que lo componen, al entrar en contacto con el aire, se oxidan. Algunos de los factores que aceleran su aparición son guardarlo descubierto, las altas temperaturas o la excesiva exposición a la luz.

Detectar que un aceite se ha puesto rancio, tanto en tu cocina como en un establecimiento, es fácil. A simple vista ya podrás ver que su color es muy diferente al habitual. En lugar de variar entre el amarillo dorado y el verde, sus tonos más característicos, notarás un color mucho más oscurecido, tirando a marrón.

También el olor y el sabor se verán afectados por la oxidación. De este modo, si lo degustas, rápidamente notarás una sensible diferencia con el producto habitual. Un aceite rancio sabe más fuerte. En casos en los que la rancidez ha tenido lugar hace bastante tiempo el gusto será incluso como a madera, recordando hasta el olor del barniz o de sustancias disolventes.

Por supuesto, un aceite con este problema no tiene solución. Ni su aroma ni su textura son recuperables, por lo que no cometas el error de mezclarlo con otro en buen estado para tratar de salvarlo. Lejos de ello, lo único que conseguirás es estropear también el que estaba bien, que se enranciará a más velocidad.

¿Cómo afecta al AOVE?

El aceite de oliva virgen extra (AOVE) no es ajeno a esta problemática.  Aun que afecta también de distinta manera dependiendo del tipo de aceite y de su producción. En concreto  son los polifenoles los que le aportan una estabilidad al AOVE que alarga su tiempo de vida en optimas condiciones.

La variedad picual con la que elaboramos nuestros zumos en Molino del Aire es una de las variedades que más polifenoles contienen. En nuestro modo de producción del AOVE los retenemos aun más al elaborar los zumos en frio evitando así que estos beneficiosos compuestos naturales de la oliva se evaporen.

Aun así también es importante prevenirlo mirando convenientemente la fecha de consumo preferente, que te dará una idea del plazo en el que puedes consumirlo sin que sus propiedades se alteren sustancialmente.

Esta fecha varía en función de diferentes características, si bien en general es de entre uno y dos años. Es importante recalcar que esta no depende del momento de su fabricación, sino del envasado. Y este es un punto con una gran influencia: las botellas de cristal permitirán que el aceite se conserve durante más tiempo. Por su parte, los embotellados en plásticos PET transparentes tienen una vida útil más corta.

Pese a todo, tú jugarás un papel relevante de cara a la conservación del aceite. Y es que, pese a que tenga la citada fecha de consumo preferente, es un alimento que no caduca. Pero para disfrutarlo en todo su esplendor debes:

  • Alejarlo de fuentes de malos olores.
  • Conservarlo a una temperatura constante.
  • Alejarlo de la luz natural.
  • Guardarlo en recipientes cerrados herméticamente
  • Exponerlo lo menos posible utilizando pequeños envases para el consumo diario como los envases gourmet que utilizamos en nuestros productos.

Evita el aceite rancio confiando en productos de calidad como los que tenemos en Molino del Aire. Nuestra producción es 100 % natural y potencia todos los valores nutricionales del aceite de oliva virgen extra. Para ello cuidamos personalmente todo el proceso de elaboración hasta llevar a tu casa un producto sano, ecológico y sabroso.


Un comentario

  • Enikő Ostafi

    20/09/2020 at 6:03 pm

    Muy buenos consejos. Tomo nota.
    Recuerdo, que una vez hace mucho tiempo una botella de aove se me puso rancio. Era un aove picante de sabor, y la usaba poco. No sabía por qué motivos. Ahora si.
    Gracias por compartir.

    Reply

Dejar una respuesta

Su dirección de email no será publicada Los campos marcados con * son obligatorios